Llámenos +34931199868

Cerca (x)

Las mejores mascarillas reparadoras

Los agentes externos como el frío, el calor o el viento, pueden desmejorar la apariencia de nuestro cabello con facilidad. La fibra capilar es sensible a los cambios bruscos de temperatura y puede romperse o dañarse sin que nos demos cuenta.

Durante el invierno, además, podemos maltratar nuestra melena usando gorros de telas poco confortables para la fibra que ayudan a aumentar el frizz y las puntas dobles.

Por eso mismo, es importante ayudar a nuestro cabello para recuperar su fuerza, brillo y suavidad con tratamientos sencillos y que podemos aplicar desde la comodidad de nuestro hogar. Las mascarillas son un buen ejemplo de cómo podemos reparar el cabello quebradizo, débil o dañado en muy poco tiempo y de forma muy fácil.

En este post te contamos todo lo que necesitas saber de las mascarillas, los mejores ingredientes, cómo aplicarlas y algunos trucos para un resultado increíble.

Mascarillas reparadoras para el pelo

Mascarilla para cada tipo de cabello

Para reparar nuestro cabello primero debemos saber más sobre él para poder elegir una mascarilla óptima a nuestras necesidades. Aunque existen muchos tipos de mascarillas reparadoras no todas tienen la misma fórmula o ingredientes y, por lo tanto, debemos fijarnos bien en cuál elegir.

Cabello rizado: El cabello ondulado o rizado necesita una reparación intensiva y que además pueda combatir el frizz. Por eso mismo suelen utilizarse productos altamente nutritivos en su fórmula que contengan argán, aceite de macadamia o manteca de karité para obtener no solo una reconstrucción y reparación absoluta sino también una hidratación espectacular.

Cabello rubio: Este tipo de cabello puede necesitar, en muchas ocasiones, un producto que además de reparar realce su rubio natural. Por eso mismo las mascarillas formuladas con camomila pueden ser una buena opción para las melenas rubias.  

Cabello sin vida y débil: Hay melenas con poco brillo, sin vida y debilitado, este tipo de cabello no solo necesita ser reparado, sino que también necesita un plus de energía sea con ingredientes como el colágeno, la keratina o el argán.

Cabello fino y quebradizo: Para una fuerza envidiable en las fibras más finas y quebradizas es importante aplicar una mascarilla que contenga agentes fortificantes para que la fibra nazca con fuerza y su rotura sea mucho menor. 

Uso frecuente: Otro tipo de mascarillas muy útiles para todo tipo de cabello son aquellas que podemos usar varias veces por semana. Su poder tratante es menos intenso, pero nos facilita su uso aplicándolo durante pocos minutos unas cuántas veces por semana. 

¡Sin tiempo!: Y por último una mascarilla intensiva que nos pueda aportar toda la reparación posible en el mínimo tiempo. Este tipo de mascarillas son muy útiles para todas las melenas y para aquellas personas con muy poco tiempo. 

Mascarilla para cabello rizado y seco. Repara en profundidad nutriendo y evitando el frizz gracias al aceite de argán.

Mascarilla para cabello rubio y sin vida. Repara y aviva el color natural del cabello gracias a su fórmula con camomila.

Mascarilla para cabello apagado y sin vida. Repara y revitaliza la fibra capilar desde la raíz gracias a su fórmula con colágeno.

Mascarilla para cabello frágil y quebradizo con biotina para una reparación intensa.

Mascarilla de uso frecuente con argán para todo tipo de cabello, hidrata y suaviza.

Mascarilla exprés para una reparación inmediata ideal para todo tipo de cabello.

Cómo aplicarla y trucos

Mascarillas reparadoras de pelo

Ya has elegido tu mascarilla, ¿y ahora? Te contamos los mejores trucos para aplicarla y que le saques el mayor rendimiento a tu producto.

Antes de todo, es muy importante que siempre leas las instrucciones que te indica el fabricante. Cada producto tiene unas directrices para que puedas utilizarlo de la forma más sencilla y que obtengas los mejores resultados. Nosotros te daremos unos truquitos para que lleves esas instrucciones de uso un poco más allá.

¡Atento!

Húmedo, no chorreando

Es importante que cuando vayas a aplicar la mascarilla tu cabello esté limpio y húmedo, pero no chorreando. Puedes secarlo débilmente con una toalla antes de proceder a aplicar la mascarilla de tu elección. 

Esto es importante porque si dejamos nuestro cabello chorreando toda esa agua y aplicamos la mascarilla sin secarlo un poco antes, vamos a perder gran parte del producto con cada gota que caiga de nuestra melena. No podrá impregnarse correctamente a la fibra ni actuar como le pertoca por ese exceso de agua.

Peina y desenreda

Para que se distribuya el producto de forma homogénea es ideal que cepilles tu melena con cuidado antes y después de aplicar la mascarilla. Así te asegurarás que está bien repartida por todo tu cabello y, además, ayudarás a eliminar cualquier exceso de producto. Aunque creas que has repartido bien el producto con tus dedos a veces nos dejamos pequeños rincones o zonas sin querer y, de esta forma tan sencilla, nos aseguramos que toda la melena quede bien cubierta.

Menos es más

Muchas veces creemos que aplicar mucho producto va a provocar que este funcione mejor, que sea más intenso y más rápido, pero no es así. Un exceso de producto solo el cabello solo provocará que se sobresature la fibra capilar y que, en el peor de los casos, quede con un aspecto grasiento, sucio o apelmazado.

Por eso mismo es importante poner una cantidad lógica y repartirla bien por todo el cabello y, añadir más si lo necesitamos. 

Calor y gorritos

Uno de los trucos para conseguir un resultado más rápido y óptimo es aplicar calor o envolver nuestro cabello con gorros térmicos o con papel film transparente. Por una parte, el calor ayuda a abrir la cutícula de la fibra capilar y que el producto penetre más profundamente. El calor debe ser siempre leve y con cuidado, no queremos ni secar ni quemar nuestra melena.

La otra opción es envolver con un gorrito o film transparente nuestro cabello impregnado con la mascarilla para obtener un resultado parecido al de la exposición al calor.

En ambos casos conseguirás un tratamiento más profundo y podrás acortar los tiempos de exposición.

Producto añadido a tus favoritos

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar la experiencia de navegación.

Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.